Quédate de Susan Andersen

Algunas reglas se inventaron para romperlas . Cuando el fotógrafo ick Coltrane entra, buscando ayuda en la empresa de seguridad privada de Daisy Parker , ella no ve más que al hombre que le rompió el corazón hace años . Después de aquello proporcionarle protección las 24 horas del día no es en modo alguna planteable… ¿ o sí?. Daisy siente rabia , pero no puede negar que sigue sintiéndose atraída por ick y él muestra todos los signos de seguir deseándola. ¿ Podrá ick convencer a Daisy de que esta vez su futuro incluye un felices para siempre?

Siempre a tu lado de Susan Andersen

Beau Dupree tiene cosas más importantes que hacer que seguir a todas partes a esta niña rica, llegada a Nueva Orleáns para la inauguración del nuevo hotel de su papá. De nada le ha servido protestar, porque no se ha librado de ser su perro guardián. Beau se propone ganarse el despido, y para ello intentará sacar a Juliet de sus remilgadas casillas… En cuanto ella exija un nuevo guardaespaldas, él podrá volver a lo que realmente sabe hacer: su trabajo de policía. Pero es un plan condenado a la ruina

Soy toda tuya de Susan Andersen

El último lugar en el que Catherine MacPherson imaginaba encontrarse era sentada en un autobús, esposada a un malhumorado cazarrecompensas. Justo dos horas antes, ese pedazo de hombre se presentó de improviso en su casa, la confundió con su errática hermana gemela, una «bailarina» de Miami, y se la llevó en volandas en sus enormes brazos. Y no importa lo sexy que sea y lo bien que le sienten los pantalones: ¡Catherine está furiosa! Pero a Sam McKade nadie le engaña con el viejo truco de las hermanas gemelas