Devoción de Patti Smith

Devoción de Patti Smith

Patti Smith vuelve a las librerías con un libro en el que ofrece una perspectiva inusualmente poética y mística del misterio de la creación literaria. Estamos en la habitación de un hotel de París; Patti Smith acaba de llegar e intenta conciliar el sueño, pero de repente se despierta y la imagen de una joven patinadora en la pantalla de la televisión la emociona y la anima a tomar el lápiz y empezar a llenar folios.

Éramos unos niños de Patti Smith

Fue el verano en que murió Coltrane. Los hippies alzaron sus brazos vacíos y China detonó la bomba de hidrógeno. Jimi Hendrix prendió fuego a su guitarra en Monterey. Fue el verano del amor. Y en aquel clima cambiante e inhóspito, un encuentro casual cambió el curso de mi vida: fue el verano en que conocí a Robert Mapplethorpe. Era el mes de julio de 1967 y eran unos niños, pero a partir de entonces Patti Smith y Robert Mapplethorpe sellaron una amistad que solo acabaría con la muerte del gran fotógrafo en 1989