La almendra. Memorias eróticas de una mujer árabe de Nedjma

Estamos en 1962, en el pueblo marroquí de Imchouk. Con tan sólo diecesite años, Badra, la protagonista y narradora, debe casarse con Hmed, notario cuarentón que ya ha repudiado a sus dos esposas anteriores. Pero Badra no puede ni sospechar el terrible infierno en que se convertirá su matrimonio. Sus relaciones sexuales son un desastre y debe además aguantar las acusaciones de infertilidad lanzadas por sus cuñadas y su marido. Harta de una vida llena de desgracias y humillaciones, decide marcharse a Tánger, a pesar de los consejos de su madre, que le pide que acepte su destino junto a su marido