Category Archives: Memorias

En el camino de Jack Kerouac

Con un inconfundible estilo bop, que consiguió para Kerouac el título de «heredero de Charlie Parker» en esta Novela se narran los viajes enloquecidos, a bordo de Cadillacs prestados y Dodges desvencijados, de Dean Moriarty, el mítico hipster, el héroe de todos los beatniks, «un demente, un ángel, un pordiosero» y el narrador Sal Paradise, recorriendo el continente, de Nueva York a Nueva Orleans, Ciudad de México, San Francisco, Chicago y regreso a Nueva York

Yo soy Espartaco de Kirk Douglas

Un relato autobiográfico sobre el tumultuoso rodaje de Spartacus, y de cómo contribuyó a terminar con la famosa lista negra de Hollywood. Prólogo de George Clooney. En una era políticamente convulsa, cuando los magnates de Hollywood rechazaban contratar mediante acusaciones de simpatías comunistas, Douglas escogió para escribir el guión a Dalton Trumbo, un guionista puesto en la lista negra, uno de los hombres que habían ido a prisión tras declarar ante el Comité de Actividades sobre sus afiliaciones políticas

Cartas de amor a Nora Barnacle de James Joyce

En su Shakespear And Company, Silvia Beach -primera editorial del Ulises, dueña de la librería que da título a su libro- refiere que a poco de la aparición de esa obra hasta entonces rechazada por todas las editoriales-, recibe una avalancha de propuestas de distintos autores para publicar sus obras: dicen tenerlas del mismo “género” que la publicada. El escándalo del Ulises ha dividido las aguas en un común desconcierto: entre pro y contra, no pocos escritores lo tildan de “obseno”, y no faltan los ingenuos que lo confunden con “literatura erótica”

Diario de invierno de Paul Auster

Auster vuelve la mirada sobre sí mismo y parte de la llegada de las primeras señales de la vejez para rememorar episodios de su vida. Y así, se suceden las historias: un accidente infantil mientras jugaba al béisbol, el descubrimiento del sexo, las masturbaciones adolescentes y la primera experiencia sexual con una prostituta, la rememoración de sus padres, un accidente de coche en el que su mujer resulta herida, una presentación en Arles acompañado por su admirado Jean-Louis Trintignant

París era una fiesta de Ernest Hemingway

Publicada póstumamente en 1964, París era una fiesta es la obra más personal y reveladora de Hemingway, quien, ya en el crepúsculo de su vida, narra aquí los dorados, salvajes y fructíferos años de su juventud en el París de los años veinte, en compañía de escritores como Scott Fitzgerald o Ezra Pound, la llamada “generación perdida”, según la popular denominación acuñada en aquella época por Gertrude Stein, la mítica madrina del grupo.Crónica de la formación de un joven escritor

Las aventuras íntimas de Belle de Jour

El día a día de una prostituta en Londres en las páginas de un emocionante, descarado y divertido diario. Belle de Jour es el seudónimo de una chica de compañía de alto nivel que trabaja en Londres. Ésta es su historia, contada en primera persona. Desde discutir los méritos literarios de Martin Amis con clientes desnudos, hasta meterse en un hotel con un par de látigos disimulados en el forro del abrigo. Belle se atreve con todo, mientras combina su vida privada con la profesional, y lo cuenta con franqueza y humor

Marley y yo de John Grogan

Marley -un juguetón cachorro de labrador- llegó al hogar de los Grogan cuando éstos eran una pareja de recién casados. Al tiempo que crecía hasta volverse un musculoso adulto de casi cincuenta kilos, también los acompañó en la evolución de la propia vida familiar: un embarazo frustrado, tres hijos, dos traslados de domicilio, cambios laborales… Y aunque no era fácil convivir con un animal activo, optimista y leal, pero también un verdadero huracán destructor, Marley llegó a convertirse en un elemento crucial de la familia

3096 días de atascha Kampusch

atascha Kampusch relata los ocho años de secuestro que sufrió a manos de Wolfgang Priklopil, un ingeniero en electrónica de mediana edad que vivía a escasos kilómetros de la familia Kampusch en Viena. Un testimonio desgarrador sobre el instinto de supervivencia en el que una niña de 10 años establece una relación de dependencia con su secuestrador para poder sobrevivir en un zulo de apenas cinco metros cuadrados, iluminado por una sola bombilla y aireado por un ventilador renqueante que gira día y noche

Éramos unos niños de Patti Smith

Fue el verano en que murió Coltrane. Los hippies alzaron sus brazos vacíos y China detonó la bomba de hidrógeno. Jimi Hendrix prendió fuego a su guitarra en Monterey. Fue el verano del amor. Y en aquel clima cambiante e inhóspito, un encuentro casual cambió el curso de mi vida: fue el verano en que conocí a Robert Mapplethorpe. Era el mes de julio de 1967 y eran unos niños, pero a partir de entonces Patti Smith y Robert Mapplethorpe sellaron una amistad que solo acabaría con la muerte del gran fotógrafo en 1989

Cadáveres bien parecidos de Jordi Sierra i Fabra

Desde ese 1954, varios cientos de artistas o candidatos a estrellas han muerto en el camino. Ha sido la sangre más joven, y en la mayoría de casos, la más triunfal y reveladora para millones de seguidores: las vidas de Jim Morrison, Janis Joplin, Brian Jones, Jimi Hendrix, o John Lennon, alcanzaron su dimensión más espectacular con su muerte súbita y brutal. Las historias de Sid Vicious, Marvin Gaye, Buddy Holly, Keith Moon, Bon Scott o John Bonham, son parte de una forma única de sumergirse en eso océano inmenso que ha sido la historia del rock. Conocerlas es aprender. A vivir, y a morir

Lo es de Frank McCourt

LO ES es la continuación del nº 1 en las listas de best-seller de todo el mundo – ganador del Premio PULITZER- durante 60 semanas como libro más vendido: LAS CEIZAS DE ÁGELA. Comienza en el final de LAS CEIZAS DE AGELA, en un barco, ante el cielo de Nueva York. El oficial de radio le pregunta a Frank, de diecinueve años: ¿Verdad que éste es un gran país? Y Frank le contesta: Lo es. LO ES narra los recuerdos de Frank McCourt en los Estados Unidos como emigrante, con su dentadura rota, los ojos enfermos, pero que gracias a su inquebrantable espiritu de supervivencia

Raíces de Alex Haley

Kunta Kinte es secuestrado de su África natal por cazadores de esclavos y lo envían a América del Sur donde es humillado, vendido, comprado, martirizado y explotado. Aprende a la fuerza un nuevo idioma y se casa con Bell, otra esclava con quien tendrá descendencia: Kizzy. Desde muy pequeña la niña escucha una y otra vez la historia de su familia en África porque Kunta Kinte no quiere que su hija olvide sus orígenes: Kunta Kinte viene de Juffure, donde hay un río cerca llamado Kamby Bolonga…

Vida y voz de un hombre negro de Malcolm X

Cuando acaban de cumplirse 25 años del asesinato de Malcolm X, su popularidad sigue aumentando entre los negros norteamericanos. Su imagen sigue presente en los barrios negros, donde los jóvenes ya no imitan a los blancos en vestidos o peinados, ni aspiran a ser ningún sumiso «Tío Tom». Con Malcolm, el color, el origen africano, la nacionalidad, se hicieron motivo de orgullo. o sólo los negros, sino todos los pueblos y minorías oprimidas tienen bastante que aprender de su biografía

El profesor de Frank McCourt

Después del impacto mundial causado por Las cenizas de Ángela (más de veinte millones de ejemplares vendidos en todo el mundo y un Premio Pulitzer), y de la confirmación de un talento literario excepcional con Lo es, Frank McCourt nos ofrece la última etapa de sus apasionantes memorias. En El profesor nos habla de los treinta años en los que fue docente en un instituto de secundaria en Nueva York. El relato empieza cuando McCourt tiene 27 años e, instalado en Nueva York, inicia una actividad académica para la cual sus estudios universitarios no han acabado de formarle

acidos para correr de Christopher McDougall

En busca de una respuesta, Christopher MacDougall se encuentra con la tribu de los mejores corredores de larga distancia del mundo. Aislados por el terreno más abrupto de América del Norte, los misteriosos tarahumaras de las barrancas del cobre en México son los guardianes de un arte perdido. Durante siglos han seguido técnicas que les permiten correr cientos de kilómetros sin descanso y perseguir desde un ciervo hasta un maratoniano olímpico y disfrutar de ello. Con ingenio y sabiduría, MacDougall va de los laboratorios más avanzados de Harvard